Pestañas: ¿Cómo las mantengo sanas, largas y fuertes?

Nuestros ojos son la parte más expresiva de nuestro rostro, además de proporcionarnos la visión y entregarnos una de las partes de mayor cuidado cuando nos maquillamos, las pestañas.

Utilizamos desmaquillantes, aguas micelares y cremas para nuestro rostro, pero no nos olvidemos de nuestras pestañas que también pueden tener su propio tratamiento con productos cosméticos.

¿Cuáles son las características de nuestras pestañas?

Son pelos resistentes y elásticos, que crecen en una disposición especial para no molestarnos cuando cerramos nuestros ojos.  Su función principal es el cuidado de los globos oculares, de microorganismos y sustancias que puedan estar presentes en el ambiente. 

Estas presentan las siguientes características:

Su estructura es muy similar a la del pelo; contienen mayor cantidad de queratina lo que les da elasticidad y resistencia, además de melanina que les proporcionan el color.

Su ciclo de crecimiento es de 5 meses aproximadamente. Cuando se cae una pestaña sobre el mismo folículo vuelve a crecer otra. Tienen un crecimiento 10 veces más lento que la del cabello.

Los rayos UV también generan daño en estas, ya que se pueden resecar y aumentan la porosidad, por lo cual se debilitan.

¿Cómo cuidamos nuestras pestañas día a día?

Una de las cosas más importantes que debemos hacer a diario es quitar el maquillaje, debemos obligatoriamente limpiar nuestras pestañas ya que si quedan con algún residuo de máscara estas se debilitaran. 

Evita el rizado de pestañas cuando ya aplicaste la máscara, ya que son más propensas a quebrarse.

Si utilizas encrespador de pestañas, evita hacerlo cerca de la raíz de la pestaña ya que debilita su crecimiento. 

Es muy buena opción, rizar la pestaña en tres partes ya que otorga un efecto más natural y evitas quebrarlas. 

También los fortalecedores de pestañas son de gran ayuda, estos estimulan y fortalecen el crecimiento y además inhiben su proceso de pérdida.

En cuanto a nuestra alimentación, esta también puede entregarnos nutrientes que pueden ayudar a mejorar la apariencia y crecimiento de las pestañas.

  • Vitaminas B8: Vitamina hidrosoluble, más conocida como BIOTINA, esta interviene en el metabolismo de varios nutrientes como proteínas, carbohidratos y lípidos (grasas). Si los niveles de esta se encuentran bajos aumentan los riesgos de dermatitis folicular y caída del cabello.
  • Vitamina C: Estudios mencionan que esta vitamina aumenta el crecimiento de los folículos mejorando la salud de las vellosidades e intervienen en la producción de colágeno (proteína indispensable en la salud de tejidos externos, como cabello, pestañas, uñas y piel). 
  • Vitamina A: Esta se presenta de dos formas como retinol y también como betacaroteno; hay estudios que demuestran que la vitamina A puede estimular el crecimiento del cabello y aumentar la densidad del cabello, ya que al ser oleosa evitará el secado de las glándulas sebáceas, las cuales son fundamentales para lubrican el folículo piloso así se previene la caída.
  • Vitamina E: Muy conocida por sus propiedades nutritivas para la piel, además ayuda al crecimiento del cabello.

10 alimentos básicos para pestañas fuertes y largas

  • Vitamina B8 o Biotina, dentro de los alimentos con mayor contenido de esta vitamina encontramos: carne, huevo, pescado, soja, frutos secos, cereales integrales, legumbres, espinaca y brócoli. 
  • Vitamina C: en este caso lo obtenemos mayoritariamente de frutas y verduras cítricas como naranja, limón, tomate, pimentón y papas. 
  • Vitamina A:  como esta presenta dos formas, tenemos distintas fuentes que podemos obtenerlas tanto de origen animal como vegetal entre ellas encontramos: carne, pescado, aceite de pescado, leche, queso huevo, espinacas, brócoli, zanahoria, melón, mango.
  • Vitamina E: en este caso lo obtenemos de alimentos con más alto contenido de aceites como, por ejemplo: Aceites vegetales (oliva, canola, girasol, , frutos secos (maní, avellanas, almendras),palta, espinacas, brócoli, y ciertos alimentos que han sido fortificados con esta.

Medidas de cuidado casero para nuestras pestañas.

Como ya sabemos qué tipo de nutrientes son una buena fuente de vitaminas para nuestras pestañas y cabello en general también podemos encontrar algunas opciones que podemos utilizar y preparar en nuestras casas.  

Podemos utilizar aceite de oliva mezclado con una cápsula de vitamina E, los agregamos a un pocillo pequeño y los unimos, luego utilizamos un aplicador de máscara de pestañas limpio y aplicamos estos aceites desde la raíz de la pestaña, cuidando que no ingrese a nuestros ojos.

Algo que se utiliza muy comúnmente es el aceite de ricino, este aceite no tiene muchos estudios que avalen su uso en cuanto a la salud de las pestañas, pero un dato muy importante es que este aceite es muy rico en vitamina E, por eso es ampliamente recomendado para nuestras pestañas.

Otro tipo de producto muy común utilizado para la belleza, es el aceite de coco, podemos aplicarlo directamente en nuestras pestañas con el aplicador de máscara de pestañas limpio desde la raíz hasta la punta de nuestras pestañas, pero cuidando que ingrese a nuestros ojos. 

Con estos datos podemos tener unas pestañas mucho más sanas, además prefiere utilizarlos por la noche antes de dormir y recuerda que jamás debes irte a dormir con la máscara de pestañas te aconsejo desmaquillarse a diario.

Biografía

Sayago , M.I. Marín, R. Aparicio, y M.T. Morales. Vitamina E y aceites vegetales. GRASAS Y ACEITES, 58 (1), ENERO-MARZO, 74-86, 2007. Disponible en: https://digital.csic.es/bitstream/10261/2470/1/Sayago.pdf

Vitamina B8. DSM Nutritional Products – Human Nutrition and Health. 2016. Disponible en:  https://www.nutri-facts.org/content/dam/nutrifacts/pdf/nutrients-pdf-es/Vitamina_B7.pdf

Datos sobre la biotina, National Institutes of Health, octubre 2017. Disponible en:  https://ods.od.nih.gov/pdf/factsheets/Biotin-DatosEnEspanol.pdf

Javier Quintero Mora. FÁRMACOS Y PRODUCTOS NATURALES ÚTILES EN EL TRATAMIENTO DE LA ALOPECIA Y EL CABELLO DAÑADO. Universidad de Sevilla. 2018. Disponible en: https://idus.us.es/bitstream/handle/11441/82233/TFG%20JAVIER.pdf

Ángeles Carbajal Azcona. Departamento de Nutrición. Facultad de Farmacia. Universidad Complutense de Madrid. Disponible en: https://www.ucm.es/data/cont/docs/458-2013-07-24-cap-11-vitaminas.pdf

Vitamina A. MedlinePlus. U.S. National Library of Medicine. Disponible en: https://medlineplus.gov/spanish/ency/article/002400.htm#:~:text=La%20vitamina%20A%20preformada%20se,provitamina%20A%20es%20el%20betacaroteno.

Datos sobre la vitamina E, National Institutes of Health. Febrero 2020. Disponible en: https://ods.od.nih.gov/pdf/factsheets/VitaminE-DatosEnEspanol.pdfCecilia Gamboa Cerda. Vitamina A. Guías alimentarias para la educación nutricional en Costa Rica. Disponible en: https://www.ministeriodesalud.go.cr/gestores_en_salud/guiasalimentarias/vitaminaA.pdf

Sayago , M.I. Marín, R. Aparicio, y M.T. Morales. Vitamina E y aceites vegetales. GRASAS Y ACEITES, 58 (1), ENERO-MARZO, 74-86, 2007. Disponible en: https://digital.csic.es/bitstream/10261/2470/1/Sayago.pdf

Anna Viscasillasa, Alfonso del Pozoa. Máscara de pestañas.  OFFARM. Vol. 24. Núm. 3. 120-124 (marzo 2005). Disponible en: https://www.elsevier.es/es-revista-offarm-4-articulo-mascara-pestanas-i–13072962

Anterior
Siguiente

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *