Complicaciones hipertensivas durante el embarazo

La hipertensión durante el embarazo requiere un control minucioso porque en ocasiones, la presión arterial alta está presente antes, pero en otros casos, la presión arterial alta se presenta durante. Así que por si no lo sabías, te contamos que existen tres tipos de presión arterial alta en las mujeres embarazadas y las complicaciones hipertensivas durante el embarazo.

1) Hipertensión crónica:

Es la presión arterial alta que se desarrolla antes de la semana número 20 de embarazo o que está presente antes de que la mujer quede embarazada. A veces, una mujer tiene presión arterial alta durante mucho tiempo antes de queda embarazada, pero no se entera hasta su primer chequeo prenatal.

2) Hipertensión gestacional:

Algunas mujeres simplemente tienen presión arterial alta cerca del final del embarazo. No tienen ningún otro síntoma asociado.

3) Hipertensión inducida por el embarazo (preeclampsia):

Esta afección puede provocar problemas graves tanto para la madre como para el bebé si no se trata. La preeclampsia se desarrolla después de la semana número 20 del embarazo. Junto con la presión arterial alta, provoca la presencia de proteínas en la orina, cambios en la sangre y otros problemas.

Riesgos de la preeclampsia para el bebé y la embarazada

La preeclampsia puede impedir que la placenta (que suministra oxígeno y alimentos a su bebé) reciba suficiente cantidad de sangre. Si la placenta no recibe suficiente cantidad de sangre, su bebé recibe menos oxígeno y alimentos. Esto puede provocar peso bajo al nacer y otros problemas en el bebé.
 
La mayoría de las mujeres que tienen preeclampsia aún así dan a luz a bebés sanos. Unas pocas desarrollan una afección que se llama eclampsia, que es muy grave para la madre y el bebé, u otros problemas graves. Afortunadamente, por lo general, la preeclampsia se detecta en forma temprana en las mujeres que reciben atención prenatal periódica, y pueden prevenirse la mayoría de los problemas.

¿La presión arterial alta significa preeclampsia?

No necesariamente. Si su médico ve que tiene la presión arterial alta, la observará atentamente para detectar cualquier cambio que puede implicar que usted tiene preeclampsia. 
 
Además de presión arterial alta, las mujeres que tienen preeclampsia también tienen hinchazón excesiva. Es posible que también tengan proteína en la orina. Muchas mujeres que tienen presión arterial alta durante el embarazo no tienen proteína en la orina ni hinchazón extrema, y no desarrollan preeclampsia.

¿La hinchazón significa preeclampsia?

La hinchazón por sí sola no significa, necesariamente, que usted tenga preeclampsia. Es normal tener un poco de hinchazón durante el embarazo. Por ejemplo, es posible que los anillos o el calzado le queden muy ajustados.
 
La hinchazón es más grave si no desaparece después de descansar y si es muy evidente en la cara y las manos o si representa un rápido aumento de peso de más de 5 libras en una semana.

Tratamiento

El tratamiento dependerá del tipo de presión arterial alta:

1) Hipertensión crónica:

Si usted ya está recibiendo medicamentos para tratar la presión arterial alta, su médico podría recomendarle que siga tomando ese medicamento.
 
Si ese medicamento no es seguro para el bebé, es posible que su médico quiera que cambie de medicamento o que deje de tomar medicamentos mientras está embarazada. Su médico prestará especial atención a cómo está creciendo su bebé. 
 
Es posible que se le realicen ecografías más a menudo. Es posible que se le realicen otras pruebas hacia el final de su embarazo para asegurar que su bebé esté sano. Su médico la monitoreará atentamente para detectar signos de preeclampsia.

2) Hipertensión gestacional:

Esta afección no necesita ningún tratamiento. Sin embargo, puede ser difícil diferenciar esta afección de una forma temprana o leve de preeclampsia, de modo que su médico la monitoreará atentamente para asegurarse de que la presión arterial alta no se convierta en preeclampsia.

Su médico podría indicarle que tome aspirina o calcio adicional para prevenir la preeclampsia. Su médico también podría indicarle que se acostara de costado mientras descansa. Esto mejorará el flujo de sangre y le quitará peso a los vasos sanguíneos grandes.

3) Preclampsia:

La forma en que su médico trate esta afección dependerá de cuán cerca esté usted de la fecha de parto y de cómo les esté yendo a usted y a su bebé. El único tratamiento que detiene la preclampsia es dar a luz al bebé. Si su bebé nace en forma muy prematura, podría tener problemas de salud graves.

Sin embargo, es posible que su médico quiera que usted dé a luz a su bebé en forma prematura si usted o el bebé están muy enfermos. Si su médico piensa que es seguro que el embarazo llegue a término, los monitoreará a usted y a su bebé muy atentamente hasta el parto.
 
¿Te gustó nuestro contenido? Comparte y comenta en tus redes sociales los episodios hipertensivos más comunes durante el embarazo.


Referencias:

«Publicaciones Medicina UC, Sindrome Hipertensivo del Embarazao. Consultado de http://publicacionesmedicina.uc.cl/AltoRiesgo/SHE.html«

«Dr. Alfredo Vázquez Vigoa, Dr. Goliat Reina Gómez, Dr. Pedro Román Rubio, Dr. Roberto Guzmán Parrado y Dra. Annerys Méndez Rosabal, Trastornos hipertensivos del embarazo. Consultado de http://scielo.sld.cu/pdf/med/v44n3-4/med103-405.pdf«


«Recuerda consultar siempre a tu médico, no te automediques»

Adriana González
Anterior
Siguiente

Comments

Irene

Las recomendaciones y los sitios como este siempre son bien acojidos, estoy agradecido por la asistencia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *