¿Cómo cuidar tu piel en invierno?

Comenzamos las bajas temperaturas, estamos por iniciar la temporada de frío por la mañana y durante todo el día, por lo cual nuestra piel sufre, es por lo que no solo es importante cuidar la piel en el verano, por el sol y los rayos ultravioleta, pues durante el invierno aparecen el frío, aumenta la contaminación ambiental, y a pesar de la presencia de las nubes también hay que cuidarse de los rayos UV, entre otras. En esta entrada del blog, te vamos a contar sobre nuestra piel y el invierno.

Sabemos que nuestra piel es la capa protectora de agentes externos, actúa como barrera, elemento defensivo o primera línea en la protección de nuestro organismo, y también regula nuestra temperatura corporal.

Entonces, ¿cuál es el efecto del frío en nuestra piel?

Los cambios de temperatura generan que nuestros vasos sanguíneos periféricos se cierren y disminuya la circulación. La vasoconstricción de la piel provoca que reciba menos oxígeno y nutrientes, producto de esto la piel se vuelve más pálida. Además, produce que la exfoliación facial se haga más lenta y genera que se acumulen células muertas, dejando una piel sin luminosidad, deshidratada y opaca.

Como mencionamos en un principio, el frío, contaminación ambiental, rayos UV y el uso de calefacción, son los factores más comunes que afectan a nuestra piel en esta época del año. La calefacción excesiva, por ejemplo, genera que disminuya la humedad en el ambiente, lo que hace que nuestra piel se deshidrate, ya que nuestra piel pierde gran parte del agua que contiene.

Pero ¿Qué podemos hacer para cuidar nuestra piel en esta época?

Te vamos a entregar unos tips súper fáciles de hacer y muy sencillos para que cuides tu piel en casa:

  • Realiza la limpieza facial 2 veces al día. En la noche debes hacer una limpieza más profunda, ya que durante el día nuestra piel tiene contacto con la contaminación del ambiente.
  • Hidrata tu piel diariamente, ya sea con crema humectante o hidratante según requiera tu piel.
  • Realiza mínimo una exfoliación facial a la semana.
  • No debes olvidar los labios, aplica algún tipo de labial hidratante para evitar la resequedad y que se partan.
  • En tus manos, evita el uso de agua fría o muy caliente, nunca dejes de aplicar tu crema hidratante.
  • Toma mucha agua, ya que esto favorece la correcta hidratación en la piel y elije una botella reutilizable para disminuir la contaminación ambiental.

Jamás estés en ambientes muy calefaccionados, ya que sabemos que con esto podemos perder la humedad en nuestra piel generando una gran resequedad.

Con estos datitos, podemos cuidar mucho más nuestra piel, pero lo que tampoco podemos olvidar es aplicar el protector solar, ya que con esto evitamos mayores daños y ayudamos a prevenir alguna enfermedad más grave, por ejemplo, el cáncer de piel. Ante cualquier duda, consulta siempre a tu médico.


Referencia Bibliográfica:


«Recuerda consultar siempre a tu médico, no te automediques»

Anterior
Siguiente